jueves, 13 de abril de 2017

ENTRE GRITOS



Entre los gritos opacos
Arrepentidos del eterno pecado
Va amustiándose el azahar
Ahí fuera, invisible, lejano
Entre trinos de gorriones
Antesala de una última siesta sin mañana
Ahí dentro, inasible por una mano, sensible
Otro alarido enfadado
Luna que crece a llena, llena de insulto, de exasperación

La edad temprana frente a la edad cumplida
Escupió el volcán parte de su alma y no volverá a él
Una de sus laderas, rasgada, irrecuperable
Deja escapar un corazón de carmesíes
Mil años, un millón
Perdura el flujo entre explosiones tóxicas
Y, al verse vacío hasta de su postrer humo
Tiembla por última vez

Atrás, ya, el aroma a azahar
Enterrado
Entre alas de gorriones
Edad clausurada que no logró enderezar su camino

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si quieres comentar algo positivo...